Big Data / Low Data en tu negocio.


Se conoce como Big Data al tratamiento o análisis de grandes cantidades de datos a través de herramientas, servicios o infraestructuras con el objetivo de generar perfiles y patrones, para así entender el comportamiento de los clientes potenciales de un determinado negocio.

Vivimos en un mundo  dirigido por datos. No hace falta más que ver la cantidad de decisiones que se toman a diario que involucran el uso y conocimiento de datos. De hecho, saber  cómo aprovechar las ventajas que el Big Data ofrece es fundamental para las compañías.

Estos conjuntos de datos son tan voluminosos que el software de procesamiento convencional simplemente no puede gestionarlos. Estos volúmenes masivos de datos son útiles para abordar problemas y situaciones empresariales que antes no hubiera sido posible tratar.

“Las empresas tienen una gran ventaja al almacenar y traducir estos datos con big data, pues pueden denotar una necesidad, por lo que puede enfocar sus esfuerzos a satisfacer una demanda real de sus clientes”    Fuente: Alfonso Salcedo. CEO & Founder of Big Data Company

Big Data permite a las organizaciones optimizar su propuesta de valor, interactuando con sus clientes en tiempo real, haciéndoles recomendaciones personalizadas, adaptándose a lo que expresa la voz de cliente y amoldando sus procedimientos a las nuevas circunstancias.

Las tres fases principales del Big Data:

  • Almacenamiento.
  • Procesamiento.
  • Análisis.

¿El Big Data es un concepto exclusivo de las grandes empresas?

Tal vez una mediana (lo pueda aplicar), una pequeña no tanto; una pequeña empresa realmente debería trabajar y empezar con un procedimiento analítico. Para esto se emplean diversas herramientas software que nos facilitan la información.

SMALL DATA, el Big Data para Pymes

La mayor parte de los negocios apuestan más por comenzar usando el Small Data, que podemos definir como el uso, análisis y procesamiento de datos más sencillos que afectan directamente a un negocio ya que se usan a diario, y nos ayudarán a encontrar oportunidades de negocio de un modo más eficiente.

A continuación te ofrecemos una propuesta que te puede servir como modelo para conocer a tus clientes:

1: ¿Qué quieres hacer con la información? Este paso es crucial, ya que de eso dependerán los datos que necesitas obtener, y determinará su origen (la información necesaria depende de la actividad concreta de la empresa (volumen de ventas; clientes; etc.).

2: ¿De dónde obtienes los datos? Una vez definido el propósito, el siguiente paso es determinar de dónde obtener los datos necesarios. Puede obtener los datos en las facturas de proveedores, aunque lo más habitual es que la información tengas que obtenerla directamente de tus clientes. En este segundo caso, una solución económica y sencilla es elaborar un pequeño cuestionario (que pueda responderse en menos de 3 minutos, ya que de lo contrario el cliente desistirá de completarlo). Las preguntas deben ser concisas, que no presenten ambigüedad, y con un pequeño margen de libertad al contestar, ya que normalmente las sensaciones, impresiones, experiencias, etc. No se resumen en un sí o un no. Es conveniente que la encuesta la realice alguien de la empresa, ya que aunque es posible enviarla por email, la tasa de respuesta suele ser baja.

Si vas a tomar datos de contacto del cliente Es recomendable, para incentivar la participación, que se obsequie a los participantes con algún detalle, de modo que vean compensado el tiempo dedicado a contestar la encuesta. No es necesario que sea algo costoso, pero sí que sea atractivo. Puedes realizar un sorteo entre los participantes de algún producto/servicio de los ofertados, de modo que no sólo incentives su participación, sino que además, te sirva para justificar la solicitud de los datos de contacto.

3: Extrae conclusiones.  No sirve de nada recopilar grandes cantidades de datos, transformarlos en información, si posteriormente no se lleva a cabo ninguna acción al respecto.

4: Mide. Para evaluar el impacto es necesario medir los resultados, esto permitirá conocer si el esfuerzo invertido, y las acciones ejecutadas han servido para mejorar y cuál ha sido el grado de mejora.

Este método sólo sirve para testar la utilidad de implantar un sistema de Big Data en una pequeña empresa; por tanto no se ha de tomar como el sistema definitivo, ni extender a empresas de mayor volumen.

Aprende a conocer a tu cliente. Cuando dispones de variada información te puede ayudar a adelantarte a sus deseos o movimientos.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: